Viernes 18 de abril de 2014 
SÍGUENOS:
BLOGS
ACTUALIZADO 2013-01-23 18:43:13 AT
La conspiración de Hades
Fernando Montiel T.
ESCRITOR
VII. Los amigos de Azerbaiyán
2013-01-23 18:43:13


"Por decirlo suavemente, Andreas Gross no es un amigo de Azerbaiyán", fue la opinión del Presidente Aliyev tras conocer las conclusiones del experto. Y es que el político, académico y activista suizo por la democracia y los derechos humanos tiene un juicio duro sobre el régimen. Andreas Gross es todo menos un desconocido en la arena política azerí.

–Azerbaiyán sufre el problema clásico de un país al que los recursos naturales llegaron antes que la democracia.

Bien versado en la política europea, Gross ha sido integrante de la delegación parlamentaria suiza en el Consejo de Europa, en donde se ha desempeñado como observador de procesos electorales y democráticos en una gran cantidad de países (de Rumania a Rusia, pasando por Albania, Macedonia, Bosnia, Kosovo y Azerbaiyán entre otros). Pero su crítica se extiende

–México, Venezuela y Nigeria no son muy diferentes en este sentido tampoco.

Observador especial en materia de democratización y derechos humanos para Chechenia y Azerbaiyán, a su cargo ha tenido la redacción de dos reportes especiales sobre la evolución democrática en los estados europeos.

Se puede coincidir con él o no, pero parece que tiene un punto.


*****

El culto a la personalidad y la manipulación del odio contra los armenios son sin duda buenos espantapájaros de un gobierno que tiende al abuso más que al uso del petróleo y al que recubre un manto de dudosas credenciales democráticas.

–En Azerbaiyán las manifestaciones callejeras están prohibidas –dice Rashid–, y a esto se agrega que no existe prácticamente ninguna instancia que defienda los derechos humanos, o que busque la transparencia en el gobierno. Las cosas no van a cambiar pronto: hace poco, en 2009, se modifico la constitución para permitir la reelección del presidente de manera indefinida.

¿Cómo es esto posible? Bueno, algo tiene que ver el hecho de que, encerrada entre tres potencias regionales –dos de ellas nucleares– y tres antiguos imperios –el ruso, el otomano y el persa–Azerbaiyán en el siglo XXI es una dama a la que todos quieren cortejar, más por sus joyas que por su belleza.

–Andreas Gross tiene razón –confirma Fakhrinur–, pero se le olvidó decirte algo Fernandojan. En Suiza hablé con él y le dije "Andreas, ¿tú crees que en Azerbaiyán rezamos a Alá pidiendo democracia todos los días? ¡No! rezamos pidiendo alimentación, salud, vivienda, educación, vestido. La democracia es una idea de ustedes, pero además, ¿cómo se atreven a quejarse de la calidad de nuestra democracia cuando son ustedes –la Unión Europea– los que pagan las facturas de nuestro presidente?"

Buen punto.

VI. La democracia de altares
V. La historia maldita
IV. El dolor en primera persona
III. La esperanza de la guerra
II. "Azerbaiyán del sur"
I. Cartografía del limbo

 
 
   
Julieta Venegas - Sus versiones para niños
LO MÁS LEÍDO
Fragmento del libro "Gabo periodista", preced...
Bienvenida sea la 56 Muestra Internacional de...
Las mejores opciones de la temporada para pro...
Roberto Saviano conoce y conversa con el repo...
Aunque no siempre le den el crédito, lo que h...
COMUNIDAD
Copyright © 2010  -  www.gatopardo.com  -  Desarrollado por: Estrategia 360°