Tommy Hilfiger: Arte, moda y cultura pop

Tommy Hilfiger, ícono del estilo americano, siempre ha tenido una estrecha relación con el arte y patrocina la exposición de Anish Kapoor en el MUAC.

Por Luz Arredondo

Se acerca la inauguración de la exposición de Anish Kapoor en el muac y Tommy Hilfiger será el principal patrocinador. La relación de Hilfiger con el arte no es reciente, siempre ha sido parte de la filosofía de la marca.

La carrera del diseñador empezó en 1969 cuando era estudiante de preparatoria y decidió abrir con ciento cincuenta dólares una tienda llamada People’s Place en Elmira Upstate New York. La mercancía la conseguía en tiendas vintage con inspiración de rock en Nueva York y la vendía en su tienda.

Tiempo después, tomó la decisión de dedicarse por completo al diseño y se mudó a Manhattan para incursionar en el mundo de la moda. Después de conocer a gente clave en la industria, en 1985 lanzó la marca que lo ha vuelto un ícono del estilo americano. El preppy look característico de Hilfiger lo convirtió en una de las marcas mas poderosas de estilo de vida en el mundo, y su espíritu emprendedor lo sigue llevando a explorar nuevas maneras de comunicar, de diseñar, de crear tendencias y de convertirse en un éxito mediático a nivel internacional.

Durante treinta y un años de carrera, Tommy ha tenido como fuente de inspiración la filosofía FAME que gira alrededor del acrónimo Fashion (moda), Arte, Música y Entretenimiento. Desde sus inicios, Hilfiger tuvo la visión de crear las alianzas correctas en estos cuatro ámbitos para estar a la vanguardia. Tiene un talento especial para detectar cuál es la siguiente tendencia y quiénes serán los próximos protagonistas de la escena global.

Las colaboraciones con íconos de la cultura pop y trendsetters, la filantropía y su pasión por ser mentor de talentos emergentes ha fortalecido el espíritu de la marca y la ha mantenido vigente durante todos estos años. Ejemplos de colaboraciones van desde la creación de colecciones cápsula de edición limitada con The Ramones o Keith Haring, hasta alianzas con Zooey Deschanel, Alexa Chung, Olivia Palermo o Gigi Hadid.

La relación entre Tommy y el arte no es nueva. En los setentas conoció a Andy Warhol en Studio 54 y cuando visitó su estudio The Factory se fascinó con la idea de que se podía mezclar moda, arte, cultura pop y entretenimiento. Desde allí empezó a considerar convertirse en coleccionista y el arte se volvió una fuente constante de inspiración. Ahora, Hilfiger es un apasionado del arte pop y del arte contemporáneo. En su casa en Miami tiene obras de Warhol, Jean Michel-Basquiat, Keith Haring, Damien Hirst y Tracey Emin.

Su empresa tiene un fuerte compromiso de apoyar a la comunidad artística global, así que constantemente patrocinan eventos que reflejan el espíritu del fundador.

En 1999 fueron los anfitriones de la gala del Costume Institute en el Museo Metropolitano de Arte de Nueva York. En 2005, la marca lanzó el proyecto th Inside para promover y exponer el trabajo de jóvenes fotógrafos americanos en una plataforma global. Posteriormente, en 2007, Hilfiger abrió espacios de exposición en Milán, Berlín y Bruselas para que artistas norteamericanos emergentes tuvieran oportunidad de exponer su obra.

En 2010, apoyaron la bienal de arte del Whitney Museum of American Art y diseñaron una colección de calzado en colaboración con la fundación de Keith Haring y Artesar llc con obra del artista. La exclusiva colección se presentó por primera vez en Dover Street Market en Londres. La colaboración entre la fundación de Keith Haring y Tommy Hilfiger tuvo fines filantrópicos.

Casa en Miami de Tommy Hilfiger. El preppy look de Hilfiger lo convirtió en una de las marcas más poderosas de estilo de vida en el mundo.

Casa en Miami de Tommy Hilfiger. El preppy look de Hilfiger lo convirtió en una de las marcas más poderosas de estilo de vida en el mundo.

En 2013, fortalecieron su alianza con el Art Production Fund (AFP) —una organización sin fines de lucro que se dedica a producir ambiciosos proyectos de arte público— al crear una colaboración que complementara la colección cápsula Surf Shack. Este proyecto se lanzó en Art Basel Miami y consistió en la creación de tablas de surf de edición limitada con cinco artistas norteamericanos: Lola Schnabel, Richard Phillips, Scott Campbell, Gary Simmons y Raymond Pettibon.

El año pasado presentaron en conjunto con el curador Jeffrery Deitch la exposición Rock Style en la galería Sothebys SI2 en Londres en el marco de la celebración de los treinta años de la marca. Esta exposición fue una celebración del diálogo entre la moda, el rock y la fotografía. Con imágenes icónicas tomadas por los fotógrafos del rock como Roberta Bayley, Janette Beckman, Terence Donovan y Bruce Davidson, esta exposición documentó décadas de imágenes de ídolos de la música como Elvis, Little Richard, The Beatles, The Rolling Stones, The Ramones y Elton John.

Ahora en 2016, Hilfiger patrocinará la exposición de Anish Kapoor, Archaeology: Biology en la ciudad de México, que será una retrospectiva del trabajo del artista de 1985 a 2015. Ésta es una de las exposiciones más esperadas del año.

Más de treinta años después de su lanzamiento, Tommy Hilfiger es una marca que sigue innovando y buscando maneras de comunicar su esencia. Su participación en la escena del arte contemporáneo le permite resaltar los temas que lo inspiran y que lo hacen seguir adelante.

Historias relacionadas

salvatore ferragamo moda invierno, portada

Moda

Piel de pieles

Por Itzel González
tapetes artesanales mexicanos, portada

Moda

Bi Yuu: Cinco años tejiendo historias

Por Redacción Gatopardo